Inés Gómez Mont recuerda el episodio más difícil de su vida

La presentadora se sinceró sobre la odisea que vivió tras enterarse que tenía dos tumores cerebrales.

La mexicana conoció su diagnóstico en 2017 y desde ese entonces se ha sometido a dos cirugías. Una ese mismo año y la segunda en septiembre de 2019.

Aunque ambas intervenciones quirúrgicas fueron un éxito, Inés Gómez Mont rememoró el largo y doloroso camino que recorrió para salir airosa de esta batalla.

En conversación con la periodista Fernanda Familiar, la guapa conductora contó: “Nació Bosco y como a los seis meses de que nace empecé a sentirme como un poco torpe con mis movimientos corporales, como que mis reacciones no eran al instante, me sentía como si tuviera delay, como retrasada en reaccionar”.

En primera instancia pensó que sus dolencias eran secuelas del exceso de trabajo y el estrés, pero con el tiempo todo se intensificó.

Después me empecé a desplomar, entonces, estaba por ejemplo parada y era como si me apagaran el switch, como si me hicieran real off y me iba al piso. Empecé a notar que mis hijos se asustaban mucho. Un día me salió un derrame muy fuerte en el ojo, yo seguía como muy torpe, cayéndome, me desplomaba”, mencionó.

Inés comentó que fue su esposo- Víctor Álvarez Puga- quien insistió en ir al médico. Primero visitó un cardiólogo y este la refirió para un neurólogo.

Una vez en la consulta, el especialista advirtió que no le gustaban sus síntomas. La artista se realizó una resonancia magnética y fue ahí cuando detectaron los tumores.

Inés Gómez Mont recuerda el episodio más difícil de su vida

Tiempo después, se sometió a su primera operación en la Mayo Clinic en Jacksonville, Estados Unidos.

¿TE GUSTA VIDA MODERNA? RECIBE NUESTRAS NOTICIAS EN TU INBOX

¡Suscríbete gratis!